-

-

¡Felices Navidades!

¡Felices Navidades!

miércoles, 10 de julio de 2019

Jueves de calor.


Esta semana nos proponen desde Molí del Canyer escribir sobre calor y a continuación presento mi versión del tema.







Si le preguntas a él no sabe explicarlo.
Si le preguntas a ella te dará mil razones, pero será lo mismo, ninguno de sus argumentos será convincente.
No lo digo por decir, creedme, llevo tres meses intentando saber qué pasó.
Lo cierto es que ahora es pleno otoño, ese otoño en que la naturaleza muestra su amarillo más espectacular, pero lo que nos intriga ocurrió hace tres meses, cuando el calor era inclemente. O por decirlo sin rodeos, brutal.
Dicen que las vacaciones son un periodo en que se fraguan divorcios porque las parejas pasan más tiempo juntas y descubren que no les queda nada por descubrir del otro, nada nuevo que mostrarse, nada nuevo de que hablar.
Pero ese no fue el caso.
Laura y Pedro discutieron, ininterrumpidamente, desde el 1 de agosto hasta el 15 del mismo mes y todo empezó porque ella rechazó un arrumaco que él intentó durante la parada para hidratarse en el área de servicio de la autovía. Laura justificó su negativa por el tremendo calor.
Esa noche ella quiso, y él no. Dijo que hacía demasiado calor.
Ahora Pedro admite que fue víctima del rencor y orgullo, pero Laura cree que es una idiotez que no justifica que la despreciase.
Cuando el termómetro recuperó la razón y marcó esos maravillosos 20ºC, su relación no seguía igual. Había empeorado porque ya casi no hablaban. Entonces fue cuando Pedro descubrió a Laura en la cama con otro y exigió explicaciones y ella le respondió que necesitaba calor.
Y Pedro dijo que él también necesitaba calor y lo buscó en cualquier lugar, aunque tuviera que pagar por obtenerlo.
Para Laura eso fue un infierno. Pedro, hundido en el mar de placeres, también sufría cada vez que emergía a la superficie.
Por separado, cada uno de ellos confiesa querer volver a la situación anterior a agosto, a ese maravilloso tiempo en que no eran víctimas del calor. Cara a cara no sé que ocurrirá…
El próximo jueves he convocado a ambos a la misma hora y se lo plantearé… ¿Lo reconocerán? ¿Se reconciliarán? ¿Se concederán una oportunidad?
No lo sé, lo que me queda claro es que lo de terapeuta de parejas es un trabajo más duro de lo que pensaba. Y me ha hecho dejar de creer en el amor, solo espero que no ocurra nada irremediable y poder irme el viernes a sentir la sabrosa brisa en la costa.

domingo, 7 de julio de 2019

Cierre del cine de barrio




Esta semana hemos revivido una ilusión pero al terminar el cine Paris deja de ser una sala de cine que ofrece programa doble y vuelve a vender ropa.

Esta semana nos ha dejado trece relatos que, al menos yo, he disfrutado de verdad.

Ahora pasaremos a hablar del calor en el blog de Molí del Canyer, allí nos veremos.

Muchas gracias a todos los que participasteis, escribiendo o leyendo en esta semana.


miércoles, 3 de julio de 2019

Comienza la sesión continua de relatos



Resultado de imagen de metro goldwyn mayer gif

Ruge el león, se apagan las luces, comienza la sesión.

Será una sesión continua de relatos. Leeremos uno, otro, otro hasta ¿cuántos?
No lo sé, ya veremos.
Y para mayor comodidad, cada quien asistirá desde el cine que tenga más a mano.
De momento, tenemos los siguientes


   Carmen Andújar, en el cine Capitol de Santa Coloma de Gramenet.


   Campirela, en el cine Cervera de Getafe.


Dafne Sine Die, a quien la situaremos en el cine Madrid, de Madrid Resultado de imagen de cines de barrio en madrid

Me alegra tu regreso, Dafne, por eso te adjudico un cine que puede encajar con el de tu relato y que además es muy especial para mí.

   Mari Carmen García Franconetti en el cine Arrayán, del sevillano barrio de la Macarena.



Inma de Molí del Canyer en el cine de Membrilla. 
  


Ame en la Sala 2001 de Monterrey            

Albada2 en el cine Reus de Reus.




Myriam en el Cinema Paradiso de Sicilia 

   Tracy en un cine de verano de Córdoba

Alberto V en el Cine Aranjuez, de Aranjuez  

 Mamaceci en el cine de cuyo nombre no puede acordarse en una localidad del interior de Argentina.

a quien situaremos en el cine Royalty de Gandía