-

-

¡Felices Navidades!

¡Felices Navidades!

jueves, 29 de mayo de 2014

Jueves de polisemias, lunares y secretas





Esta semana Auxi propone escribir jugando con el doble sentido de las palabras que empleemos. Los relatos resultantes están aqí, en las Llanuras Abisales .
Esta semana, siguiendo la ronda de colaboraciones con amigos, mi relato está escrito junto a  Esilleviana. Y es el siguiente:





El médico se amparó en el secreto profesional para no delatar la falta de acuerdo que existía entre ellos. Habría sido imposible descifrar el secreto de la caja de fuerte desde que el silencio dominó sus voluntades portando cada uno, un proyecto secreto. 

Ella, en cambio, segura de la delación del médico, se miraba compulsivamente en la luna del espejo, obsesionada al ver que todos los lunares que tenía repartidos por su cuerpo, se mostraban irreflexivos ante la fase lunar de ese instante en el que nuestro planeta se situaba exactamente entre el Sol y la Luna: el Plenilunio.
“El estrés”, pensaba.

Los inspectores de la secreta abandonaron la consulta del médico sin plantearse formular ningún cargo. Ella no dejó de temer que su secreto fuera revelado hasta el siguiente plenilunio. Entonces comprendió que sus secretos estaban confinados al olvido y las máculas que podían haber empañado su prestigio habían volado como los lunares azules mal cosidos a una blusa blanca llevados por el ímpetu del viento de la primavera.


En secreto, mientras comprobaba como sus lunares estaban de nuevo en sus sitios, agradeció el silencio del médico. Tan en secreto que éste, cientos de lunas más tarde, aún no lo sabe.



14 comentarios:

Tracy dijo...

Os habéis compenetrado bien al hacer el relato, parece hecho por una sola persona.

Auxi González dijo...

¡Qué barbaridad! ¡No conformes con la dificultad que os he planteados, os ponéis a escribir a cuatro manos!

El resultado es formidable. Nadie podría decir que hay dos autores detrás.

Me encanta las palabras que habéis seleccionado. La presencia de la Luna incrementa el misterio y la magia del relato.

Charo dijo...

Ay! se ve que la luna o la noche me confunden pero no he alcanzado a desvelar el secreto tan bien guardado!¿O sí?...ese será mi secreto!

Yessy kan dijo...

Un palabreo muy bien plantado. Están tan coordinados que parece solo uno el autor. Quedo fabuloso!
Saludos

Azulia PourToujours dijo...

Me ha gustado este relato juevero, no vi la diferencia de voces, parece que sólo hay un autor. Buen trabajo.

Ester dijo...

Entre dos es mas difícil y sin embargo lo habéis hecho genial. Felicidades

Neogéminis Mónica Frau dijo...

Felicitaciones a ambos por haber superado en forma conjunta este reto!
=)

Carmen Andújar dijo...

Difícil, difícil; pero bien llevado. Un secreto sin descubrir, bien guardado.
Un abrazo

Esilleviana dijo...

El verdadero secreto que Ella pudo descubrir es que percibió de qué modo la Luna se deja influir y atraer por la fuerza gravitatoria que él ejercía sobre ella. Gracias por tu buena marea de flujo.

un gran abrazo y un par de besos

LAO Paunero dijo...

¡muy bien logrado este alunado relato por los dos!!

Alfredo dijo...

Secreto y relato compartido... ¿Quién da más?
Entretenida trama muy de "cine negro"
Abrazos

casss dijo...

QUE DUPLA!!! Cómo no iba a quedar algo tan bueno??

¿qUIen da más?

Pues yo subo el precio, claro, porque el relato y los relatores lo valen!!!


besos

G a b y* dijo...

Muy buen trabajo a dúo! Y entre lunas y lunares han bordado una gran historia. Qué bueno es poder compartir y entretejer relatos, y una, así de volandera y lunática, tiene la suerte de posarse entre sus letras y disfutarlas.
Besos por duplicado!
Gaby*

Adriana Alba dijo...

Vengo del Blog de Esi a dejarte mi saludo.
Fué un gusto visitar te espacio y su contenido Juan Carlos.

Abrazos.