-

-

¡Felices Navidades!

¡Felices Navidades!

domingo, 15 de julio de 2012

Cierre del jueves y de la temporada



El 1) Lo primero que decir es agradecer a los participantes en este último jueves, tanto escritores como meros lectores. Sé que el tema propuesto era extraño, poco motivador. Sin embargo me han encantado los resultados.

Hemos conocido más significados del número por las indagaciones de Manuel y Carmen. Que es la hora de las Náyades como nos explica Censuras y que ocurrió el quinto día de la creación, citado por Lupe.
Recuerdos ligados al cinco, propios como los de San, ajenos, como los de Gaby*. Recientes viajes en clave de 5, como el de Cas. Hasta el Sr. Flin y Dido se presentaron en clave de 5.
Cinco visiones del número que ofrece Fabián, cinco momentos desequilibrantes de una vida que contó Ana, porque el cinco se puede ligar al amor, con los cinco sentidos como expresó Leonor, o aunque sea en cinco minutos, como cuenta Montserrat, amor que acompaña una perfecta estancia en París que explica Alfredo y en dedos en la sublimación del amor como narra Juliano.
Vidas marcadas por el cinco como la del torero de Tere, ese Quintiliano en la cárcel de mujeres (no es un error) que presenta Rosa o el de Quinto, protegido de Maia y Xarina, como nos cuenta Natalia, que además nos cuenta la vivienda que alquiló.O azares, como esa sorpresa de chocolate en clave de cinco en una aburrida tarde que narra Cecy, el examen fatal, parece que también final que nos cuenta Luis, mi partida de cartas ¿final? feliz.
Número que desaparece en un cuento con magia traído por Javier, pero podemos estar tranquilos, Rafa está resuelto a defender ese número.
Muy buena historia con falso culpable para dar solución idónea a un problema que relata Gastón.
Destacables los siete estupendos haikus de Pepe, dos basados en el cinco y cinco basados, cada cual, en uno de los cinco elementos (elquinto es el éter).
Y un cuento que me ha encantado, el de la búsuqeda del pentagrammaton, escrito por Neo.


El 2) Lo segundo, que todo llega, incluso las vacaciones. Me tocan y estaré ausente las próximas tres semanas. Este blog también se va de vacaciones.
Tal vez pueda leer alguna de las novedades que publiquéis estos días, desde mi tablet, en algún bar con wifi, escuchando el susurro (o rugido) del mar, con una cervecita helada en mi mano.


Y 3) y último, esta semana, como última previa a las vacaciones la preveía especialmente dura en materia laboral. Y, para hacerla más difícil, el miércoles el Presidente del Gobierno de España anunció unas medidas que personalmente me hacen daño y a nivel laboral suponen un tremendo lío. Después de tener planificado que se puede gastar y como financiarlo, cambian de un plumazo las reglas y mis números saltan. Otra vez cambian las reglas a medio partido.
No voy a quejarme, tanto en lo personal como incluso en lo laboral tengo recursos para salvar el drama que implican estos cambios.
Sin embargo, creo que muchas personas, familias, pequeños comerciantes se van a ver abocados al drama, sin recursos que les permitan un plan B.
Desde aquí mi solidaridad y mis mejores deseos para que puedan resistir, porque me temo un otoño-invierno horrible.

miércoles, 11 de julio de 2012

Cinco de tréboles




La lámpara de altura regulable estaba baja. Como focalizando el tapete en el que los cinco participantes sacaban todo el partido que podían a sus cinco cartas. Fuera del círculo de luz imperaba la oscuridad.


Recibió las cartas que reclinado hacia atrás, para que su cara quedara en semipenumbra. Muchas cartas de tréboles; as, dos, tres, cuatro y … as de corazones. Entendió que el as de corazones le indicaba que debía seguir su corazonada y, reclinándose hacia la mesa, con la cara visible, dejó los naipes sobre la mesa, separando el as de corazones de los cuatro de tréboles.

Frotando la carta a cambiar sobre el mantel verde esperanza, pidió su canje.

¿Cómo había llegado aquí? Antes jugaba por diversión, con amigos, apuestas moderadas, el ganador pagaba las copas, había bromas, risas.

La nueva carta estaba ante él. La recogió juntándola con las que tenía en mano, como pretendiendo que se tiñera de tréboles. Cinco movimientos, como para que supiera el número que debía mostrar y, alejándose de la inquisitiva luz, buscó el refugio de la penumbra para saber si la fortuna le sonreía.

En esa timba el juego no era divertido, se mantenía la concentración, ni un trago, ni una risa.. Solo se apostaba. Deseaba dejarlo, pero no lo haría perdiendo. Si esa carta cuya visión demoraba fuera un cinco de tréboles, podría dejarlo.

Miró la carta recibida. Era el cinco de tréboles.

Esperó el envite. Cincuenta euros salieron del primer jugador. El segundo arrojó las cartas sin hablar. El tercero lanzó cincuenta euros y veinte más. Él, dos billetes de cincuenta. El quinto arrojó las cartas, El primero igualó el envite y subió otros cincuenta. El tercero arrojó sus cartas. Él frenó la ambición, igualó la oferta arrojando otro billete de cincuenta y, dejando su cara en el ámbito de la luz, proclamó su escalera de color dejando las cartas sobre la mesa.

En larguísimos instantes de silencio, apreció una mueca de sorpresa en su oponente. Miró las cartas que acababa de dejar sobre el tapete y se sorprendió al ver que la uniformidad del trébol la rompía un as de corazones.

Vacío en el estómago, sensación de mareo mientras sentía la confirmación que verdaderamente algunos nacen estrellados, como él, que una vez que la suerte le sonreía, confundía la carta a jugar.

Quedó fuera de la zona iluminada hasta que su rival, arrojando las cartas sobre la mesa, dijo

- Pareja de ases al cuatro, tú ganas.

Incrédulo, de nuevo dentro del haz de luz, comprobó como su oponente mostraba dos ases, un dos, un tres y un cuatro.

Mientras sus cartas contenían los otros dos ases, un tres, un cuatro y un cinco, ese esperado cinco de tréboles que le había dado una victoria, no brillante, como esperaba, pero igual de sustanciosa.

Ganancia que recogió mientras la escasa luz solo le iluminaba a él.
          *          *         *          *         *          *          *          *          *          *          *          *          *         

Otras historias en clave de 5 en este mismo blog, un poco más abajo.

domingo, 8 de julio de 2012

Convocatoria,este jueves un relato


Pensaba qué tema proponer y dado que es la quinta vez que convoco, pués vamos a escribir sobre el 5. (aquí vendría el vídeo de La canción del 5 de Barrio Sésamo que no he encontrado)

El número 5 en Cábala es el Hierofante, el Rigor, la Ley. Es un símbolo de Poder.Representa la Pentalfa, la Estrella de 5 puntas. Le corresponde el planeta Mercurio y la quinta constelación que es la de Leo. La nota musical es Sol. 

Pues mi propuesta es escribir un relato en clave de 5, en que el número 5 tenga incidencia, que se desarrolle a la taurina y lorquiana hora, con la V que en Roma significaba 5, una quinta vez o con cinco personajes o solo uno que tenga el juevero nombre de Quinto.

Cinco como los sentidos, los dedos de la mano, los continentes, los océanos o los lobitos que tuvo la loba detrás de la escoba. El quinto elemento o alguna quinta, el botellín de cerveza que en algunas zonas llaman quinto.

En esta V convocatoria, invoco el ingenio de mis amigos para escribir relatos en que aparezca el número V o 5.

Con las normas que conocéis: escribe cuanto quieras, uno o más relatos, se admiten rezagados hasta el viernes. Y comunicadme vuestra URL para poder enlazar los relatos.

Y dice Tésalo que cada convocatoria es un abrazo, con esa intención se emito a la red.

Comienzan los relatos de


01) Luis Bernardo Rodríguez
02) Censura siglo XXI
03) Natalia 

04) Juliano
Cecy (premio para la quinta)
06) Teresa (güevera de vacaciones).
07) Pepe
08) Cas
09) Leonor 
10) Yo
11) Carmen
12) Ana
13) Rosa, espero que no seas supersticiosa.
14) Alfredo
15) Fabián
16) Gastón
17) San
18) Gaby*
19) Neo
20) Rafa
21) Javier, bienvenido.
22) Manuel 
23) Lupe
24) ¡El Sr Flin! Y trae a Fido
25 Montserrat

NOTAS: Matices tuvo fiesta justificada el miércoles. Sindel no puede participar, pero tiene todo el cariño del colectivo. A Juji no la esperaremos, exceso de trabajo.

miércoles, 4 de julio de 2012

Tus fantasías secretas

San pide que contemos fantasías secretas, que enlazará en esta entrada de su blog Y nacimos casualmente.



TUS FANTASÍAS SECRETAS

Te miro y me pregunto cuales serán tus fantasías secretas, qué imágenes llenan tu visión mientras tienes los ojos cerrados, qué suena en tu mente cuando te aíslas del ruido ambiente.



Las tienes, veo como, ensimismada, se alzan tus pómulos como anunciando una sonrisa que ahogas, para preservarla en tu intimidad.


Vas, no hacia tus secretas fantasías. Estás, tu cuerpo está porque en algún lugar debe estar. Vas, a donde tienes obligación de ir.


Tal vez nunca te vuelva a ver. Nunca conoceré tus fantasías, tampoco tengo derecho a ello

Permíteme imaginarlas.

martes, 3 de julio de 2012

¡Premio!


Mira tu por donde. Sarkozy mordiéndose las uñas en espera que terminen de registrar su casa y sus oficinas y este blog recibe un premio.

Y vaya premio, me lo concede Teresa desde sus puntos suspensivos. Teresa una persona que con buenas letras, estupendo sentido del humor y mucha simpatía

A ella se lo entrega, ni más ni menos que Flin, el sabio y tierno personaje de la libretita de Neo. Ese que dice frases como esta:
"El marketing en la sociedad capitalista hace que la innovación de un producto aparezca aún antes que su necesidad".

Y Teresa me lo concede, en la categoría de menos de 300 seguidores, junto a Cristina con su sonrisa, la Encarni de la Brisa de Venus, Gaby* y sus letras insomnes y Leonor, en su blog de fotos y buenos relatos.

Las normas del premio incluyen

1. Premiar 7 blogs, 5 que no superen los 300 seguidores y 2 a libre elección.

Me perdonaréis que no conceda premios, ya concedí los Liebster blog recientemente. Solo no puedo pasar sin citar tres muy especiales que me vuelven loco:
Imaginar de Natalia
Y nacimos casualmente!  de San
y el sabor de las letras de Juji
Como me vuelven loco todos esos blogs que sigo y leo con frecuencia.

2.- No podrás devolver el premio al que te ha premiado pero sí tendrás que nombrarlo y enlazarlo a tu blog.
Lo cual está hecho.

3.- Agradecer el premio desde el corazón de tu blog, o sea, si tu blog es de poesía con un pequeño poema, si es de cocina con una pequeña receta ...(esta norma es opcional, solo persigue el fin de dar más originalidad al premio)
Tengo la tentación de hacer un poema que contenga una receta, pero no seré tan cruel con mis lectores.
Sabe Teresa que agradezco, no el premio en sí, sino especialmente el cariño que demuestra al elegir este ¿Y qué te cuento?

4.- El blog premiado debe reflejar el último comentario que han dejado en su página.
En ¿Y qué te cuento?, el último comentario es de Tere y dice: Hola Juan Carlos! Ya veo que has cambiado el look del blog, pero si te soy sincera creo que me gustaba más antes, será la costumbre. Bueno, amigo güevero, tienes en mi blog un premio esperando a que lo recojas y lo cuelgues en tu renovado blog, si te apetece. Un beso.

5.- Decir 3 cosas que te gustan y tres cosas que no te gustan.
Me gustan la verdad, la fantasía y la libertad.
No me gustan la injusticia, la prepotencia y, más que la mentira, el engaño.
Y aquí me quedo disfrutando mi premio, mientras imagino a Sarkozy huyendo con zancos.
 

Imagen obtenida de coolclips vía googgle