-

-

¡Felices Navidades!

¡Felices Navidades!

miércoles, 1 de junio de 2011

Fiesta fin de curso

A Pablo, SIEMPRE                  
A Silvia, AHORA. En adelante
todo TIENE que irte bien     



Pablo llega radiante con su camiseta de Fernando Alonso. Nunca conducirá.

Va a bailar en la fiesta del Colegio Especial. Silvia, la profesora, atiende uno a uno a los chicos, mientras su corazón está, inexplicablemente, destrozado.

Pablo se pone la camiseta de la actuación sobre la que lleva, imposible quitársela.

Raúl no consiente tapar la camiseta de Cristiano Ronaldo. Aunque no acierta a patear un balón.

Cada uno de los bailarines se mueve a su aire. Pablo, estático, mira al suelo.

El público ríe y premia con un sonoro y amoroso aplauso la actuación. Los chicos, exultantes por los aplausos, reciben el beso de Silvia, beso de bella ninfa. Ella recibe el abrazo de cada uno, de amor sin reservas y se le escapan lágrimas emocionadas. Lamenta que no haya más personas con discapacidad intelectual en su vida.

Pablo se marcha radiante con su camiseta de Fernando Alonso.

mejor a gente interesante.

16 comentarios:

Manuel dijo...

Juan Carlos,no has podido expresarlo mejor -gente interesante-
El trabajo con chicos especiales es dificil, requiere grandes dosis de cariño y siempre te recompensa con esos abrazos con los que terminas el relato de la actuación.
Un abrazo

Natàlia Tàrraco dijo...

Un homenaje que sale del alma, en el corazón siente Silvia esos sinceros espontáneos abrazos que merece y los devuelve llorando de alegría. Precioso, dedicado y satisfactório trabajo, con gente de límpidos ojos.
Besitos

San dijo...

Mucho amor puesto en estas palabras Juan Carlos, Suerte la de Silvia al poder disfrutas de estos chicos tan "especiales" y de todos sus abrazos.
Un beso.

Princesa115 dijo...

Hola Juan Carlos.
Corriendo he venido a leerte y zas!!! me has emocionado muchísmo.
Mucho amor pones en esas letras, muchos sentimientos y comprensión.
Trabajar con ellos es gratificante porque dan mucho amor, son muy cariñosos y ellos saben muy bien a quién deben darle ese cariño que en su interios explota.
Dale un beso enorme a Silvia por el buen trabajo que hace, otro para Pablo y para ti uno bien grande.

Verónica Marsá dijo...

Son geniales, ponen toda su fuerza, orgullo, amor y bondad.

Un gran bravo por ti, amigo.

MARU dijo...

Querido amigo Juan Carlos. Amor, cariño, compañia, ejemplo, ojos limpios... la lista sería interminable.

Srguro que a Fernando Alonso se le humedecerían los ojos si lo viera. Eso sí son campeones...

Un besito grande, grande y otro al campeón.

Carmen Andújar dijo...

A veces estas personas nos sorprenden, por el cariño que dan a los demás y lo que se esfuerzan en gustar a los demás. Muchos de nosotros debiamos imitarlos.
Muy tierno tu relato
Un abrazo

Matices dijo...

Son personas excepcionales y recibir de ellos es siempre gratificante porque sus gestos afectivos están llenos de sinceridad.

Bonito homenaje
Beso

Neogeminis dijo...

son nuestros prejuicios e inseguridades los que más freno le ponen a la posibilidad cierta de conocer gente "interesante"

Un abrazo.

gustavo dijo...

mientras te leia, sabía, sabía que ibas a hablar de lo que has hablado, a esscribir de lo que has escrito...amén de estár de putísima madre escrito, y no retiro la expresión, pues en ella va mi alma, te diré que no añado mas...y no añado más por haberme tocado las fibras...
hoy ni medio beso ni leches en vinagre: un beso entero y así de grande.

Pepe dijo...

Precioso homenaje el que dedicas a esas personas tan especiales. Es virtud común a todos ellos el afecto, el cariño, la bondad hacia las personas que les rodean. Tu homenaje también para las personas que de una forma vocacional se vuelcan hacia ellos dando tanto o más de aquello que reciben.
Todo ello escrito, se percibe, desde el alma.
Un abrazo.

alfredo dijo...

Que curioso, mi nieto en cambio lleva una de David Villa. Incluso yo también tengo otra de Fernando Alonso que no me quito los días de carrera.

Visto desde arriba, cariños, aficiones, sentimientos... son los mismos, no?

Un abrazo para Pablo, y Silvia, y Raúl, y...

Juan Carlos dijo...

No voy a responder uno a uno, me han encantado todos. Contaros algunas cosas:
1) Ayer tuve la suerte de sistir a un pase de la película “Yo también” en el centro de obra social de Cajamadrid. Han estado los directores, con quienes hemos podido hablar con cierta profundidad. La película es muy emotiva y es una reivindicación a la igualdad para las personas con Síndrome de Down, muy especialmente en el plano de su sexualidad.
Espectacular Pablo Pineda (actor con síndrome de down) y espectacular Lola Dueñas.
2) Sé que me fui del tema de la convocatoria. Me llevó el corazon. Hace muy poco vi llorar a Silvia, que es un personaje real a quien seguramente le daré este relato y vuestros comentarios. Ella es una persona encantadora, que es feliz y hace felices a sus chicos con las clases de baile.
3) Especialmente por lo que comenta Maru, no sé Alonso, pero si hay un campeón que disfruta con ellos: Alberto Contador. Su hermano Raúl está en el colegio de mi hijo y a veces viene a ver a los chicos.
Y respecto de lo que escribe Alfredo también hay quienes se ponen la camiseta de ellos. Recuerdo a un futbolista, Sabino creo que se llama, que jugó en Osasuna y en cada gol que marcaba enseñaba la camiseta interior con la cara de su hermana, con síndrome de down.
Muchas gracias a todos, me han encantado y emocionado los comntarios. Un abrazo fuerte a cada uno.

CAS dijo...

Quizá su capacidad diferente más destacada esté en su forma precisamente de darse a conocer. Sin tapujos, sin reveses, sin vueltas. Por eso quien se acerca, se emociona y llena su corazón de emoción pura, de la buena.
Silvia, es afortunada por sentir como siente, por estar rodeada de tanto amor, y por tener el reconocimiento sincero de quienes como tú la disfrutan.
un fuerte abrazo.

Maat dijo...

¡Que historia más bonita! Afortunadamente hay muchas Silvias cumpliendo un papel extraordinario.

Un fuerte abrazo.

Maat

Primavera dijo...

Ellos se merecen mejor consideracion detras de sus cuerpos hay bellos corazones solo hay que mirar el fondo de sus ojos.
Hermoso relato.
Perdon por la tardanza pero ando con exceso de trabajo.
Primavera